Política monetaria

Las entidades de contrapartida

Las entidades de contrapartida son el conjunto de entidades de crédito de la zona del euro con las que el Eurosistema efectúa determinadas operaciones de política monetaria.

Para reconocerse como tal, las entidades deben cumplir los llamados criterios generales de selección, comunes a toda la zona del euro, que son:

  • Estar sujetas al sistema de reservas mínimas obligatorias establecido por el Eurosistema.
  • Ser financieramente solventes.
  • Cumplir los requisitos operativos que los bancos centrales nacionales y, en su caso, el Banco Central Europeo (BCE), establezcan.

Las entidades seleccionadas, a su vez, pueden:

  • Participar en operaciones de mercado abierto del Eurosistema: operaciones principales de financiación, operaciones de financiación a plazo más largo, operaciones de ajuste y operaciones estructurales.
  • Acceder a las facilidades permanentes.

Información Relacionada